Dream Team Liga ZON Sagres

Dados los cuatro títulos obtenidos por el Porto de Villas-Boas, a la hora de escoger un once ideal de la Liga Zon Sagres posiblemente uno se decantaría por la columna vertebral del equipo más laureado de la temporada en Europa.

Haciendo la elección extensible a los veintidós hombres que suelen conformar una plantilla, entre múltiples dragões aparecería algún águila y algún sportinguista. Dada la insultante superioridad de los de la ciudad del Duero, probablemente ningún otro equipo tendría cabida.

Ante el nivel de la clase media lusa y su escasa repercusión fuera de sus fronteras, se antoja difícil también escoger a once jugadores con posibilidad de salir al exterior y realizar un buen papel más allá de las dos grandes ciudades del país.

Si atendemos a la tabla de conjuntos menos goleados, nos encontraremos con que Porto apenas ha sufrido dieciséis goles. Dada la frecuente titularidad de Helton, quizá se debería hablar de él como mejor meta.

Rui Patrício, Sporting Portugal

Con muchos problemas bajo palos, es difícil quedarse con un guardamallas benfiquista como eventual suplente. Por números, Rafael Bracali y Rui Patrício serían las siguientes opciones a escoger, si bien no ha de ocultarse el hecho de que las estadísticas ensombrecería de este modo la gran temporada de Arthur Morães.

Bracali, brasileño de treinta años y perteneciente al Nacional de Madeira, no parece tener futuro más allá de la liga lusa; algo con lo que sí se podría encontrar Patrício, meta de 23 años del Sporting Portugal.

Suplente de Eduardo en la selección, puede dar la sensación de haberse estancado debido a las últimas mediocres temporadas de su equipo, pero la realidad es que continúan con una evolución que, sin ir más lejos, podría traerle a España.

Artur, meta que viene de hacer una gran campaña con el sorprendente Sporting de Braga, se encontrará en Lisboa con la oportunidad de, a sus treinta años, asentarse en un equipo con aspiraciones europeas, algo que no pudo hacer la pasada temporada en la Roma.

Fábio Coentrão, Benfica

Una de las perlas del mercado estival, por la dificultad que supone a los grandes de Europa encontrar un lateral izquierdo de garantías, será Fábio Coentrão, de largo el mejor lateral de la liga portuguesa.

Después de su fuerte irrupción la temporada pasada, viene de consolidarse en la recién terminada en un Benfica incapaz de doblegar en ningún momento de la temporada al todopoderoso Porto.

Por ello, puede quedar en el ambiente una sensación de fracaso que no debe ser tal, después de llegar a las semifinales en la copa local y en la Europa League y el subcampeonato liguero. Aún así, a Fábio se le quedan pequeños equipo y liga, por lo que debería dar el salto.

Lo hará a uno de los llamados ‘top’, dejando las arcas llenas del Benfica. El traspaso está estimado en unos 30M€, y supondría la segunda salida del rubio lateral de Portugal, después del intento fallido en Zaragoza aún como extremo.

También por el costado izquierdo ha acostumbrado a galopar un diestro, Sílvio. A pesar de sufrir desajustes tácticos en esa demarcación, ha completado una temporada a un nivel suficiente como para ganarse su traspaso al Atlético de Madrid, ya cerrado.

Fuerte y expeditivo en labores defensivas, llega casi siempre hasta la línea de fondo. Cuando no, busca posiciones interiores mediante peligrosas diagonales que recuerdan a las que Philipp Lahm. Bendecido por José Mourinho, apunta a titular de su selección durante años.

Otra posible opción para el lateral derecho es la de Jorge Fucile, uruguayo de Porto. Como Álvaro Pereira, compatriota y compañero, es un jugador muy regular, pero parece poco probable que uno u otro dé el salto a una liga mayor, por lo menos a un gran equipo.

Luisão, Benfica

Algo parecido parece ocurrir con Luisão, central brasileño del Benfica. A pesar de ser el mejor en su posición de todo el campeonato portugués, a sus treinta años, su oportunidad de ir a un equipo mayor parece haber pasado.

Junto a David Luiz conformaba la mejor pareja de la Liga Zon Sagres, privilegio que ahora recae sobre Rolando y Otamendi. De la escuela argentina, Otamendi es un central pegajoso en la marca y con una salida de balón bastante depurada, aunque en ocasiones sufre ante jugadores veloces.

El luso tiene mucho mercado en Italia e Inglaterra, donde pudo ir antes de que David Luiz firmase por el Chelsea. Juve, Inter o Roma son algunos de los equipos que siguen al central con más futuro de Portugal.

En el caso de requerirse un cuarto hombre con el que completar una plantilla, éste sería Alberto “El Mudo” Rodríguez, peruano de veintisiete años que seguirá la próxima temporada al servicio de Domingos Paciência en el Sporting Portugal.

Después de una temporada con luces y sombras en el Genoa, Alberto Zapater ha recuperado su mejor nivel en el Sporting después de formar parte del traspaso de Miguel Veloso al conjunto italiano.

Posiblemente su buena temporada le haga merecedor de una nueva oportunidad en un equipo de primer nivel, donde perfectamente podría encajar Fernando, brasileño del Porto, trátese de la liga de la que se trate.

Tácticamente muy inteligente, corpulento y con llegada, con buen físico y buen toque, tiene cualidades de sobra para convertirse en el nuevo ‘4’ de la selección brasileña. Este año lo ha demostrado suficientemente, aunque a nivel internacional haya sonado más el nombre del Spur Sandro.

Freddy Guarín, Porto

Freddy Guarín sería el tercero en discordia en ambos onces, y no por ello el jugador de menor nivel. Con capacidad para jugar de interior o extremo, crea y golpea indistintamente, como se pudo comprobar en las semifinales de la Champions frente al Villarreal.

Javi García o Ruben Micael son otros de los centrocampistas jóvenes que han destacado esta temporada. El portugués, sin ser titular en Porto, ha sido llamado incluso por su seleccionador en las últimas convocatorias internacionales.

Como ellos, Pablito Aimar, Martins (Benfica), el joven André Santos (Sporting Portugal), Mossoró o el ya veterano Hugo Viana (Sporting Braga) han completado también una buena temporada.

Si a algunos puede sorprender el hecho de que se destaque la temporada de Hugo Viana, quizá lo haga más la labor de otro viejo conocido de la la liga española, João Tomás. A sus 36 años ha logrado anotar nada menos que dieciséis goles en el modestísimo Río Ave.

Por su edad, es de suponer que se retirará pronto en Portugal; futuro bien distinto del que le espera a Hulk o Falcao, ya que por muy duro negociador que sea Pinto Da Costa, es de suponer que más pronto que tarde saldrán en dirección a otra liga más competitiva.

Pocos jugadores pueden encontrarse en la actualidad con la potencia física del extremo brasileño en todo el panorama internacional. Máximo goleador de la Liga Sagres, en ocasiones da el punto anárquico a un equipo muy combinativo del que es referencia.

Lo es junto al colombiano Radamel Falcao, una de las tres apariciones más sorprendentes del año en la posición de nueve puro en el panorama europeo junto a Edinson Cavani y ‘Chicharito’ Hernández.

Cardozo, Benfica

Ambos jugadores podrían dar unas enormes prestaciones a corto plazo a cualquier equipo que se hiciese con sus servicios, como probablemente ocurriría con Óscar ‘El Tacuara’ Cardozo, delantero paraguayo del Benfica.

Relacionado con el Borussia Dortmund en el pasado mercado invernal, sus números dicen menos de su repercusión de lo que realmente ofrece al juego de las águilas, donde la competencia en ataque es feroz.

Junto con Saviola, Alan Kardec, Nuno Gomes y Jara han completado una delantera que ha hecho cuarenta goles esta temporada con la ayuda Salvio y Gaitán, estos dos últimos jugadores también de mucho potencial.

Escogiendo a Hulk, Falcao y Cardozo como hombres adelantados con potencial para salir, Salvio y James Rodríguez (Porto) serían los exteriores suplentes en el ‘dream team’ luso imaginario. El recambio de Falcao sería Baba Diawara, delantero senegalés de 23 años que ha anotado once goles con el Marítimo de Funchal.

En el técnico en el que todo el mundo piensa para casi cualquier banquillo grande libre o por librarse es sin duda André Villas-Boas, si bien el recién firmado por el Sporting, Domingos Paciência, puede tener mucho futuro si es capaz de regenerar al conjunto capitalino a partir de los fichajes de Alberto Rodríguez o Dayro Moreno.